jueves, 18 de octubre de 2007

¿Cuánto vale una buena idea? ¿Cómo conseguirla?

Tras horas de meditación y de una larga sesión de Brainstorming ¿qué podemos hacer si esta idea o enfoque mágico no nos cae como un maná del cielo?
A veces es necesario ponerse el pijama, una canción divertida de Madonna, recibir un par de broncas de tu cliente o de tu jefe... y derrepente ZAS!!! ¡La tenemos!

Pensando bien, a lo mejor no estaría mal implementar una nueva normativa: ¡Vente en pijama a nuestras oficinas, trae tu CD de música favorito y saldrás con un plan de acciones fantástico!!!

Ojo, mejor no divagar, porque quién sabe salimos en otro programa de televisión y ganamos un premio por inventar un nuevo enfoque comercial/creativo innovador rsss…

Bromas aparte, de momento podemos seguir las pautas tradicionales para generar una buena idea:

- Analizar la estrategia de mi competencia
- Analizar los valores añadidos de mi producto o servicio
- Buscar un enfoque superior al de mi competencia
- Definir los conceptos que se ajustan a mi negocio y que a la vez no han sido utilizados por otras empresas

- Apuntarnos todas las palabras que se nos ocurran en un listado y posteriormente hacer una selección.

Si todo esto te parece muy complicado, vente a BlaNZ y te lo explicaremos. En definitiva, una buena idea no tiene precio. Para todo lo demás... B MK & PR :-)


No hay comentarios: